diez anos firma digital espana exito fracaso

Diez años de Firma Digital en España: ¿Éxito o fracaso?

Balance de los 10 años de desarrollo, implementación y uso de la firma digital en España tanto por parte de la Administración Pública como de empresas y usuarios-ciudadanos. Logros conseguidos, camino por recorrer y como el ejemplo de España ha servido como referencia a otros países.

La firma digital basada en la Ley 53/2003 de Firma Electrónica Avanzada llegó a la vida de los españoles, hace ya más de una década, con el objetivo de convertirse en un instrumento que certificara la identidad del firmante en las relaciones digitales entre los ciudadanos y las administraciones públicas y que su uso se extendiera, además, al ámbito  empresarial (personas jurídicas) y al ámbito particular o privado con la misma validez legal que la firma manuscrita.
Una nueva Ley de Firma que surgió, con el propósito de resolver las múltiples lagunas  del cuestionado y criticado Real Decreto Ley 14/1999 de Firma Electrónica, que no logró satisfacer las expectativas de nadie,  y que  aprovechando la creación del nuevo  DNI electrónico se vislumbraba como el instrumento perfecto para que los ciudadanos realizaran trámites administrativos, transacciones electrónicas y pudieran operar en la Banca on-line. Pero no se llego a los objetivos fijado como explico, entre otros aspectos, en este otro post cuyo enlace les comparto AQUÍ
En el espíritu de La Ley 53/2003  estaba, además,  propagar la  usabilidad de la firma digital por parte de los administradores y representantes legales de las personas jurídicas (empresas) e impulsar el desarrollo del comercio electrónico.
Con la perspectiva que nos otorga el paso del tiempo, me gustaría hacer una reflexión  que nos permita hacer un  balance, tanto del avance de la Firma electrónica avanzada española, en estos más de diez años, como  de los resultados conseguidos comparados con los objetivos  que, en su día, inspiraron la promulgación de dicha ley.
En ese sentido, la primera reflexión que me hago, es la siguiente:

¿Cuántos ciudadanos españoles hacemos uso hoy de la firma digital?

Se presuponía que la firma digital contenida en el chip de DNI electrónico, del que fuimos pioneros, iba a tener un uso masivo, pero lamentablemente esto no ha sido así.
Y es que pesar del alto número de nuevos DNI electrónicos desplegados entre los ciudadanos españoles, no es posible utilizar el DNI como un instrumento de Firma. Las razones son conocidas y se ha hablado tanto de ellas, que considero que  no merece la pena más ahondar en el asunto.
eDNI
A pesar de las regulaciones y buenos propósitos declarados en favor de una Administración Pública que regule los trámites administrativos con los ciudadanos digitalmente (Ley 11/2007 de acceso electrónico de los ciudadanos a los servicios públicos ), de ser más respetuosos con el medio ambiente, de relegar el uso del papel a un segundo plano y de identificarnos y proteger nuestra identidad personal en la red (cumpliendo las exigencias de seguridad recogidas en el Esquema nacional de Seguridad aprobado por el Decreto 3 de Enero de 2010), la sensación que tenemos la mayoría de los profesionales que trabajamos en esto es que no hemos sido capaces de conseguir promover la firma electrónica avanzada en nuestro país de la forma que queríamos.
Aunque siempre he pensado que las justificaciones son un inconveniente que no sirve para nada, en éste caso, creo que la profunda crisis económica que hemos sufrido durante estos últimos años no nos ha permitido, lamentablemente, cumplir con los objetivos, inicialmente, marcados.
Sin embargo, se trata de un asunto que es necesario impulsar sin demora, si no  queramos quedarnos a la cola frente a otros países, entre los cuales en su día, fuimos un país tractor.

¿Sera el nuevo Reglamento Europeo eiDAS el impulso definitivo para la firma digital?

Quiero creer que el nuevo Reglamento 910/2014 de la Unión Europea eiDAS, cuyo objetivo, entre otros, es lograr la interoperabilidad de la firma digital en los países de la Unión y a su vez, promover los servicios de confianza en la identificación electrónica, sea el impulso definitivo para que tanto organizaciones como ciudadanos comiencen a emplear la firma digital y que podamos construir y avanzar hacia una autentica sociedad digital europea. Sin embargo,  tendremos que esperar hasta el 1 de Julio de 2016 para comprobarlo, ya que esa es la fecha en que entre en vigor este nuevo Reglamento.
firma-digital-bandera-UE
Mientras tanto, nuestras instituciones deberían de ponerse las pilas y comprometerse de una forma decidida  para  avanzar  en esa dirección. Con independencia de la fecha límite, fijada en octubre de 2015, el Gobierno debe unificar el modelo de identificación y autenticación en la  firma digital y el acceso de los usuarios para que los ciudadanos puedan realizar trámites seguros  on-line  con las diversas instituciones públicas: AEAT, Seguridad Social, etc.
Afortunadamente, nos llegan noticias que reflejan cierto interés en apostar por la firma digital en nuestro país, como el caso  de los 2300 profesionales de la Justicia en Andalucía, o el desarrollo de la Administración Electrónica por parte de numerosos ayuntamientos (entre ellos el de Ciudad Real), o la implantación de la receta electrónica. Acciones que denotan que la firma digital no ha muerto, sino que, realmente hasta ahora, no hemos realizado el esfuerzo necesario por reavivar su uso en nuestro mundo personal y profesional ni tampoco en el entorno de las Administraciones  Públicas del ámbito central, autonómico y municipal.
Sin embargo, a pesar de nuestro escaso empeño, es sorprendente encontrarse con noticias  que te  llaman, especialmente, la atención, como una reciente que decía textualmente: “Los abogados escoceses emiten el primer certificado digital con la firma electrónica de la Abogacía Española” lo que viene a certificar que nuestro modelo de firma digital, si nos empeñáramos  en ello, podría convertirse en un modelo de éxito a seguir en  Europa y en otros países. Siendo así ¿a qué estamos esperando entonces  para ponernos en marcha?
Otra noticia hacía mención al reconocimiento mutuo e interoperabilidad de las firmas digitales empleadas por los abogados españoles y los abogados argentinos utilizadas en sus procesos de identificación y firma,  cuya colaboración fue ratificada mediante un acuerdo firmado, respectivamente, por los presidentes de la Abogacía Española, D. Carlos Carnicer, y el de la Federación Argentina de Colegios de Abogados, D. Ricardo de Felipe.
Mediante el anterior acuerdo, los abogados de estos 2 países se reconocen la validez de sus firmas digitales en los procesos de identificación y autenticación en ambos territorios, en referencia a todas las transacciones online realizadas entre ambos colectivos.
Aunque podría mencionar algún otro ejemplo, lo que me gustaría trasmitir es que tenemos aún  un lago camino por recorrer y que somos nosotros los ciudadanos y  las organizaciones e instituciones públicas y privadas quienes tenemos en nuestras manos debemos apoyar la usabilidad de la firma digital si deseamos que esta prospere y su uso se extienda en nuestras transacciones y relaciones.
Apostar por la firma digital no es solo apostar por proteger nuestra identidad de persona física o jurídica en la red,  es además optimizar y ahorrar millones de horas de nuestro tiempo, reducir costes administrativos y contribuir con ello a la mejora del medio ambiente.

Sin comentarios
  • Posted at 17:51, 29/01/2015

    Estimados, soy Analista de Sistemas y socio de una empresa que desarrolla aplicaciones para documentación digital, en particular aplicación de Firma Digital y Firma Electrónica, que aquí en Argentina tienen una diferencia desde el punto de vista legal.
    He leído el artículo y la verdad me siento identificado con lo que dice, me encuentro con el mismo sentimiento. Y a propósito de lo que mencionan, estoy tratando de conseguir ese convenio firmado entre la Abogacía Española y la Federación de Colegios de Abogados de Argentina. Mi intención es interiorizarme en ese tema y tratar de difundirlo entre los abogados matriculados, con el objetivo de crear conciencia y obviamente generar oportunidades de negocios.
    Me gustaría poder contactar con ustedes a fin de intercambiar experiencias e inquietudes comunes que surgen de la aplicación de esta tecnología.
    Desde ya, muchas gracias por su tiempo
    Carlos Daniel Quattrocchi
    MQ Emprendimientos
    Information Security Partner

  • Posted at 15:27, 02/02/2015

    Buen día Carlos Daniel.
    Le hemos enviado un email a su cuenta de correo. Saludos.

  • Posted at 15:27, 02/02/2015

    Buen día Carlos Daniel.
    Le hemos enviado un email a su cuenta de correo. Saludos.

Envia un comentario

Comment
Nombre
Email
Sitio Web